Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.Puede obtener más información en nuestra Política de Cookies
×

Como sobrevivir a una ruta en bicicleta de larga distancia

No hay nada mejor para desconectar como coger nuestra mountain bike y hacernos una ruta larga de varias horas por la montaña.





Para afrontar una ruta larga con nuestra bicicleta debemos de tener en cuenta antes algunos consejos y práctica, para conseguir acabarla sin tener que abandonar a mitad de ella.




Investiga la ruta 


Antes de ir hacerla es conveniente que sepas a lo que te enfrentas, cuanto desnivel acumulado tiene, donde están las subidas duras, ¿hay bajadas técnicas? ¿hay fuentes o poblaciones durante la ruta? ¿puedes hacer rutas de escape en caso de tener que abortar la salida?. Investiga gente que la haya hecho en strava y sigue consejos de ciclistas que ya la hayan hecho, de esta manera sabrás dosificar tus fuerzas e ir preparado. 




Empieza como un viejo


Empieza la ruta como un viejo y terminarla como un joven. Tomate con calma la ruta si vas a enfrentar 70 km de bicicleta de montaña o más deberás de ir disfrutando del paisaje y de todo lo que te rodea. Empieza despacio calentando y haz paradas breves para alimentarte. Tomate la ruta como una aventura, no como una carrera. 




Aliméntate con lógica 


Si usas barritas o geles energéticos llévate solo los que sabes que no te van a dar problemas estomacales o te van a sentar mal. Llévate cosas fáciles de comer, como por ejemplo un sándwich cortado en cuatro partes de mantequilla de cacahuete con mermelada o algo que funciona muy bien es una tarrina de arroz con leche, es energía instantánea. Si haces una parada para comer en una población come algo rápido que sea ligero y muy importante nada de alcohol.





Llévate un kit de herramientas y primeros auxilios


Para una ruta larga elige llevar mochila y mete todas las herramientas y repuestos que te puedan sacar de un apuro en la montaña. Prepara un pequeño botiquín de primeros auxilios para poder resolver una herida o un corte en ruta y en medio de ningún sitio. 





Ropa adecuada


Investiga el tiempo que habrá el día de la ruta e incluso puedes consultarlo por horas, lleva contigo la ropa que necesites e incluso una camiseta interior extra en la mochila para ponértela cuando llegues a la cima. No olvides dejar ropa limpia en el coche para cuando regreses, sin vas a pasar ríos no te olvides unos calcetines impermeables.





Prepara tu bicicleta


Ten al día el mantenimiento y revisiones de la bicicleta, si la ruta tiene barro no dudes en ponerle guardabarros a la bicicleta, revisa que toda la tornillería esta apretada, revisa tus pastillas de freno y cambia cables si  están deshilachados. Ponle unas cubiertas un poco más resistentes para no pinchar a veces unos pocos gramos de más nos van a dar más seguridad.